Sabías que…

Para el año 2050 aproximadamente el 80% de la población humana residirá en centros urbanos. Aplicando los estimados más conservativos a la actual tendencia demográfica, la población incrementará hasta 3 millones de personas durante el interín. Un estimado de 109 hectáreas de nuevas tierras se necesitarán para crecer las frutas y verduras necesarias para alimentarse, si es que se continúa practicando la agricultura tradicional como se practica hoy en día. ¿Qué podemos hacer para evitar un desastre inminente por la falta de recursos? Comenzar a construir granjas verticales que permitan continuar obteniendo los productos que son base de nuestra alimentación.

Referencias:

StumbleUpon. (s.f.). Obtenido de The vertical Farm: Feeding the world in the 21st century: http://www.stumbleupon.com/su/ABivcA/1v1gZuV@c:XiEoBxpv/www.verticalfarm.com/

Nuevo aeropuerto internacional de la Ciudad de México: Sustentable

El nuevo aeropuerto internacional de la Ciudad de México es un proyecto anunciado en el 2014 que se construirá en Texcoco y busca ser el aeropuerto más grande de América Latina, contando en fase terminal con seis pistas de aterrizaje de operación triple simultánea y con capacidad de atender hasta 120 millones de pasajeros al año. Los arquitectos del proyecto son Fernando Romero y Norman Foster.

“El aeropuerto contribuirá a mejorar el medio ambiente en la ciudad y sobre todo el área del Oriente. Dejará de ser una zona desértica y se convertirá en una amigable”, mencionó Guerra Abud en una conferencia conjunta con Gerardo Esparza, secretario de comunicaciones y transportes.

Se ha dejado en claro que el aeropuerto además de ser sustentable por sí mismo va a ser capaz de hacer una restauración ambiental en la zona, por lo tanto, se aseguró que el proyecto no representa un riesgo ambiental, que al contrario ayudará a mejorar el ambiente.

Diversas acciones que se planean realizar al término de la construcción fueron anunciadas por el titular de la Semarnat; algunas de estas son la recuperación forestal de las zonas desérticas en la región, la atención a las aves acuáticas que habitan en la zona y la instalación de sistemas de regulación del agua.

Se afirma que la zona tendrá como área más de cuatro veces lo que el Bosque de Chapultepec (ubicado en la Ciudad de México) mide, por lo que será un pulmón importante para el valle de la capital. Esto nos permite darnos cuenta de la importancia ambiental del proyecto; además la construcción busca alcanzar la certificación “Leed platino” que acredita las bondades ambientales con las que se construye el nuevo aeropuerto buscando un puntaje de 88 sobre 110 que es el punto máximo que puede acreditarse. Los arquitectos del aeropuerto buscan hacerlo inteligente mediante fotoceldas, iluminación y ventilación natural, recolección y tratamiento así como uso de agua residual, por lo que se espera que esta planta aérea no genere prácticamente nada de contaminación.

Prototipo del futuro aeropuerto, vista aérea.

Prototipo del futuro aeropuerto, vista interna.

Referencias

El nuevo aeropuerto es sustentable y mejorará el medio ambiente: Semarnat. (2014). CNN México.